«¡Disciplina! Nunca bien definida y comprendida. ¡Disciplina! Que no encierra mérito alguno cuando la condición del mando nos es grata y llevadera. ¡Disciplina! Que reviste su verdadero valor cuando el pensamiento aconseja lo contrario de lo que se nos manda, cuando el corazón pugna por levantarse en íntima rebeldía, o cuando la arbitrariedad o el error van unidos a la acción del mando. Esta es la disciplina que os inculcamos, esta es la disciplina que practicamos, este es el ejemplo que os ofrecemos.»

ESTA ES LA HISTORIA DE NUESTRO SACRIFICIO Y TU ERES EL FUTURO

"EL AZOTE DE ETA"

lunes, 20 de septiembre de 2010

Todas las investigaciones a cargos públicos pasarán por manos de Rubalcaba


Según cuenta El Mundo, el comisario general de Policía Judicial ,Juan Antonio González, es el hombre de máxima confianza que ha elegido el ministro Rubalcaba para que controle todos las investigaciones que afecten a cargos públicos y persona de relevancia. Todo pasará por sus manos y todas las jefaturas superiores de Policía deberán elevar estas investigaciones a este agente.

Este comisario fue curiosamente el que acompañó en la famosa cacería al entonces ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, y al juez Baltasar Garzón, días antes de que saltase el caso Gürtel. El PP también responsabilizó a este agente de filtrar a El País informes que implicaban a aforados del PP.

De hecho, a partir de ahora todas estas investigaciones podrán ser clasificadas como secretas con el objetivo de evitar las interferencias de otros cuerpos de Seguridad del Estado. En este sentido, Interior considera que las investigaciones sobre "personas relevantes" y "altos cargos públicos" requieren instrucciones especiales. En realidad, tendrá un control y conocimiento absoluto sobre todos estos temas.

"Como bien se conoce, en el ámbito de la inteligencia del Cuerpo Nacional de Policía hay determinadas investigaciones en las que pueden aparecer implicadas personas de alta relevancia, altos cargos públicos, funcionarios policiales investigados y colaboradores policiales, cuyo tratamiento requiere un enfoque especializado para salvaguardar la eficacia de la propia investigación", dice la instrucción que se ha enviado a las jefaturas superiores.

El comisario envía estas instrucciones para extremar el control sobre estos asuntos e insiste en que el objetivo es facilitar "el curso del operativo policial". Por ello, si alguna jefatura investiga algún tema relacionado con cargos públicos y quiere avanzar declarando secreto de sumario al caso para evitar interferencias de otros cuerpos deberá pasar primero el filtro del comisario de confianza de Pérez Rubalcaba.

Y aún para mantener un mayor control, una vez dado el visto bueno las pesquisas pasarán a ser tratadas "en las bases de datos de la Unidad Central de Inteligencia Criminal a efectos de facilitar la coordinación" ya que el comisario considera que "esa protección especial y preferente dispensada se desvanece cuando en la investigación aparecen otros cuerpos policiales".

3 comentarios:

E..P.. dijo...

jajajaja, esto será para que ellos sepan por donde van los tiros y no les cogan desprevenidos. Anda que no son listos ni nada. No entiendo mucho sobre este tema pero no hace falta ser muy listo para ver que no es normal, encima no pueden con el trabajo que tienen de tanta chapuza creada que todavia quieren más trabajo, me supongo que será para realizar más chapuzas de las que nos tienen acostumbrados.
Saludos.

DORAMAS dijo...

Rubalcaba siempre ha sido así, desde que pillo poder con Mister X.
Si el gobierno cambia de color, lo primero que hay que hacer es una limpieza en todos los estamentos policiales, pero limpieza a fondo, ademas de efectuarla en otros estamento gobernativos.

E..P.. dijo...

Esto huele mal. Insisto estos se quieren enterar de todo para no pillarse ellos los dedos. De todos modos ahora si que estaremos más desinformados que antes, y más si se tienen que tapar ellos que para algo son el primer partido corrupto de España seguido del PP, como no hay un solo partido que no este manchado con algo turbio.
Y es que han perdido todo el sentido de la responsabilidad.
Saludos.